domingo, 17 de junio de 2012

Las reservas (2ª parte)

Continuamos nuestro paseo por la reserva y ahora podemos contemplar el volcán Misti


y el volcán Chachani


Pero no creáis que todo es paisaje seco, como dije en la primera parte también hay lagunas, como la llamada del Indio o Jayuchaca donde viven las ajoyas


Estas aves que viven en aguas tranquilas, son de color negro más intenso en la cabeza y el cuello y más apizarrado en el resto del cuerpo. Sobre el pico rojo oscuro tiene un escudo amarillo con una franja blanca en el centro. Sus patas son grandes y rojizas con uñas largas


Se alimentan de vegetales tanto acuáticos como terrestres y construyen grandes plataformas nido en donde depositan sus huevos grisáceos con pintas rojizas. Esas plataformas son usadas año tras y van ampliándolas según las necesidades


También podemos encontrar aquí otra ave, el yanavico, que es un ibis negro de tamaño mediano


Tiene un pico largo y curvo y es típico verlo caminar con la cabeza baja moviendo el pico para sacar su alimento del suelo, este alimento consiste en varias clases de pequeños animales, como crustáceos y caracoles aunque también se alimenta de vegetales


Y volvemos a la zona mas seca




Y en la zona más rocosa en donde su coloración les otorga un gran mimetismo, vive un roedor, la vizcacha. Su cuerpo relativamente pequeño está cubierto de un pelaje tupido y suave, tiene las orejas y la cola largas, y las patas traseras largas y las delanteras cortas que le sirven para sostener los alimentos. Es herbívora alimentándose de todo tipo de vegetales. Su olfato, vista y oído son excelentes


Y ya que andamos entre piedras no podemos dejar de visitar un lugar que llama la atención por la cantidad de pequeños montones de ellas que cubren una gran superficie. En un principio eran ofrendas que hacían los indígenas a la Pachamama, la Madre Tierra, pero ya se sabe que “allá donde fueras haz lo que vieras”, así que los visitantes de la zona tomaron la costumbre de dejar también su recuerdo en forma de montoncitos de piedras


Y abandonamos ya este lugar deseando que se siga respetando la zona para que nada de lo que hay en ella se destruya


¡Gracias Tawaki por acercarnos por medio de tus fotos a tan bello lugar!

12 comentarios:

Mayte dijo...

Que belleza...es un respiro entre tanta agitación volver a tu espacio y respirar naturaleza...que se comparte sin reparos.

Me encanta.

Abedugu dijo...

Mayte - En el mundo hay muchos lugares llenos de belleza que tendremos que intentar conservar entre todos.

Senior Citizen dijo...

Mira que bien se lo montan esas aves con su nido en plan isla para que nadie las moleste....

Ligia dijo...

Reserva natural. Ojalá siga conservándose así. Abrazos

Abedugu dijo...

Senior Citizen - No está mal pensado el nido/isla, pero me temo que eso no les ayudará mucho si los caritativos y respetuosos humanos quieren molestarlos.

Ligia - Espero que si y que no sea sólo esta, si no todas.

TriniReina dijo...

La inmensidad.

Ojalá nunca especulen con lugares así y sigan siendo siempre Reservas y preservadas.

Besos

unjubilado dijo...

Bonitas y curiosas fotos, lo de las islitas está muy bien, pero hay canoas silenciosas que igual no se esperan. ¿Por cierto la vizcacha es comestible?, se parece a un conejo.

Abedugu dijo...

TriniReina - Yo también lo espero porque si no, al paso de destrucción que se va, no quedará nada.

Unjubilado - ¡Pero Jubi! ¿también piensas en comerte la vizcacha? ya te dije que los animalinos que andan por mis blogs ni se tocan.

Javier 16 dijo...

Engañan mucho estos paisajes tan áridos respecto a la abundancia de animales. Si se hace un rastreo concienzudo pueden surgir infinidad de animalillos, sobre todo de invertebrados y, además, de reptiles.
Toda la naturaleza tiene su encanto.

Saludos.

Abedugu dijo...

Javier 16 - Es cierto, creo que en esa reserva hay muchas especies de animales aunque al final sólo mostremos unas pocas.

Tawaki dijo...

El paisaje es espectacular. Estábamos casi a 5000 metros y la falta de oxígeno se hacía notar, pero con tanta fauna no había quien se perdiese un instante.

Abedugu dijo...

Tawaki - Me imagino que llegar hasta allí tiene que ser impresionante, yo sólo lo puedo hacer a través de tus fotos. Gracias.